09-10-2020

Dominique Coulon: Colegio Olympe de Gouges en Gidy, Francia

Dominique Coulon associés,

Clément Guillaume,

Gidy, France,

Colegio, Colegios y Universidades,

El complejo escolar Olympe de Gouges en Gidy, en el departamento francés de Loiret, in Francia, fue un encargo del ayuntamiento para hacer frente al reciente incremento demográfico. El proyecto de Dominique Coulon, ganador del concurso, subraya la demarcación y la relación entre centro habitado y campo.



Dominique Coulon: Colegio Olympe de Gouges en Gidy, Francia

El concurso y posterior construcción del colegio Olympe de Gouges en Gidy, en el departamento francés de Loiret, añade una pieza más al proceso de reflexión de Dominique Coulon et Associés sobre el valor y el poder del edificio escolar en una colectividad. Dentro de una gran ciudad como París, como era el caso del complejo educativo Josephine Baker, o en un pequeño pueblo como fue la escuela materna de Buhl, en Alsacia, de acuerdo con el estudio francés la arquitectura para la educación es una referencia paisajística y social, un lugar que se introduce en las sinergias urbanísticas consolidadas para hacerlas más evidentes.
Gidy es una pequeña localidad del Loiret, en el centro del valle del Loira, que ocupó las primeras páginas de las crónicas locales cuando Amazon construyó uno de sus centros logísticos en los campos de sus alrededores, dando trabajo a 250 empleados. Aunque ya en 2015 el ayuntamiento había publicado un concurso que establecía las bases para construir un nuevo edificio escolar, teniendo en cuenta el rápido aumento de la población local. El plan del complejo, que debía edificarse en una parcela por el extremo norte del centro urbano, requería la proyectación de una nueva escuela materna con 6 clases y de una escuela primaria con 8 clases, con dos comedores y espacios para las actividades deportivas al aire libre. Entre las propuestas se seleccionó la del estudio Dominique Coulon et Associés de Estrasburgo que siguió un concepto compositivo muy parecido al de la guardería de Buhl, es decir, asimilando la escuela al modelo de desarrollo de una localidad, hecho de edificios bajos y otras referencias que despuntan visualmente. Precisamente como el pueblo de Gidy, con unos 2.000 habitantes, con un pequeño casco histórico construido alrededor de la iglesia de Saint-Sulpice, y que se desarrolla prevalentemente en dirección sur.
En dirección norte, antes de que empiecen los campos de trigo, se encuentra solo el Gideum, el complejo cultural y deportivo del pueblo, enfrente del cual el ayuntamiento decide destinar una parcela al nuevo complejo escolar. Al contrario de otras propuestas presentadas al concurso, que situaban el complejo hacia el interior de la parcela, alejándolo de la calle y de las casas alineadas, el proyecto de Dominique Coulon ubica el bloque principal cerca de la calle, situado perpendicular respecto a ella, de forma que el edificio con sus torres que despuntan evocaran una especie de puerta de entrada a la localidad. El plan maestro en forma de L incluye un segundo bloque en la misma calle que al trazar una perspectiva convergente con el campanario de la iglesia de Saint-Sulpice, ofrece a los que entran una vista característica del pueblo de Gidy.
Hacia la parte interna se crea así un gran patio que da a los campos por el lado este y que está delimitado por una valla “ligera” por el lado sur, por el aparcamiento y la parada del autobús. Los dos volúmenes rodean la zona pavimentada y en parte verde donde están los campos deportivos y los espacios para jugar libremente. El complejo pintado de blanco emerge desde lejos con su composición en varias partes. Bloques que se adelantan y otros que retroceden creran una serie de fachadas dinámicas que recuerdan como ya hemos dicho la imagen de un pueblo, donde cada espacio tiene su propia definición. Amplias ventanas y cristaleras a toda altura se distribuyen por las fachadas que dan al patio, para que los niños puedan sentir un vínculo constante con el exterior, con el paisaje y el territorio al que pertenecen. De la misma forma el proyecto no descuida la relación con la localidad, abriendo vistas hacia la calle, a los edificios y en general a la vida urbana del entorno. Se nota la búsqueda de una dualidad en la naturaleza del edificio, que en parte completa el itinerario urbano y en parte se abre a la dimensión rural, con la idea de valorizar la doble esencia de pueblos como Gidy.
Observando los interiores, en el volumen en dirección norte-sur se han instalado los comedores y los locales accesorios. El volumen este-oeste, con dos plantas, acoge las aulas, las de la escuela materna en la planta baja y las de primaria en la planta de arriba. En ambas plantas las aulas están organizadas a partir de un amplio pasillo central que se convierte en espacio público donde socializar, mientras que cada clase tiene dos vistas hacia el exterior, precisamente con el objetivo de multiplicar la capacidad imaginativa de niños y profesores. Los espacios de distribución están iluminados por numerosas aberturas entre los volúmenes principales y se conectan con atrios, zonas de espera y salas para actividades, con lo que se multiplican las posibilidades de interacción. En el nivel superior los espacios se abren a una terraza de forma que también los de primaria puedan realizar actividades didácticas al aire libre.
Los edificios están realizados en hormigón vertido en obra para obtener una buena inercia térmica en verano y en invierno. Las fachadas están revocadas con mortero de cal natural en un tono muy claro. Por dentro los muros de carga se han dejado en bruto en las partes comunes y dialogan con el cemento pulido y con la transparencias de las grandes cristaleras.

Mara Corradi

Architects: Dominique Coulon, Olivier Nicollas, Margot Machin, Javier Gigosos- Ruipérez, Ali Ozku, Diego Bastos-Romero
Construction site supervision: Margot Machin
Project management: Dominique Coulon & associés
Client: City of Gidy
Structural Engineer: Batiserf Ingénierie
Electrical Engineer: BET G. Jost
Mechanical Plumbing Engineer: Solares Bauen
Cost Estimator: E3 Économie
Acoustician: Ingemanson
Landscape: Bruno Kubler
Kitchen expert: ÉS Energies
Coordination: MGB-CPC
Adress: Esplanade Olympe de Gouges, 45520 Gidy, France
GPS coordinates: 47°59'30.8"N 1°50'15.3"E
Surface: 3 364 sqm
Budget: 6 400 000€
Competition: november 2015
Study phases: February 2016 to January 2017
Implementation: March 2017 to January 2019
Construction companies: Earthwork (TPL), structure (SNB), screed (CDI), water proofing (BARCO), exterior joinery (BERNARDI), metal works (CROIXALMÉTAL), external thermal insulation (NEYRAT), plastering (GAUTHIER), interior joinery (DENIOT), tiles (VINET), painting (NEYRAT), elevators (THYSSEN), green areas (RICHARD), plumbing - drainage (CIS ENERGIE), heating - ventilation (TUNZINI), electricity (ELICAUM), drainage (TPL), kitchen (BENARD).

Photographs: © Clément Guillaume


Il nostro sito web utilizza i cookie per assicurarti la migliore esperienza di navigazione.
Se desideri maggiori informazioni sui cookie e su come controllarne l’abilitazione con le impostazioni del browser accedi alla nostra
Cookie Policy

×
×

Manténgase en contacto con los protagonistas de la arquitectura, Suscríbase al boletín de Floornature