24-11-2022

Jóvenes diseñadores: señales del futuro

StudioNotte, Atelier Ferraro, Design, Antonella Galli,

Emanuele Ferraro de Atelier Ferraro, y Luisa Alpeggiani y Camila Campos de StudioNotte: tres diseñadores con menos de 35 años que participaron en la pasada edición del Salone Satellite de Milán, y que emprenden con tesón y confianza la profesión de proyectista. Los hemos entrevistado para recoger las señales que sus antenas sensibles captan del futuro. Todos ellos, salvando las características de sus carreras individuales, se encaminan hacia una mezcla de culturas.



Jóvenes diseñadores: señales del futuro

Los medios de comunicación oficiales no suelen interesarse por la opinión de los jóvenes diseñadores, ni de los jóvenes en general, a menos que éstos no logren de alguna manera distinguirse y sobresalir. Pero lo tienen difícil porque las marcas de decoración, por poner un ejemplo, son poco propensas a apostar por las nuevas generaciones. No estamos en una época de experimentación, aunque pueda parecer raro teniendo en cuenta los numerosos desafíos actuales. Pero el mercado a menudo dirige su mirada a un glorioso pasado, y por lo tanto se decanta por elecciones que sean seguras comercialmente, ya demostradas. Y así resulta inevitable perder en innovación y experimentación. Y eso que son precisamente los jóvenes proyectistas los que antes y mejor que nadie perciben las inquietudes, las tendencias y las direcciones hacia las que se dirige el futuro del proyecto. El Salone Satellite, una iniciativa del Salone del Mobile de Milán ideada por Marva Griffin para dar voz a los diseñadores con menos de 35 años, y crear un puente con el mundo de la producción, juega un papel importante en este sentido, ya que durante una semana da la posibilidad de tener visibilidad internacional a más de 600 proyectistas jóvenes. Entre ellos el pasado mes de junio figuraba Emanuele Ferraro, fundador de Atelier Ferraro, original de Capri, que estudió la carrera de arquitectura en Pescara y ha establecido su sede en Múnich. Un largo viaje que le ha obligado a aprender cosas nuevas y entrar en contacto con culturas distintas. En el Salone Satellite expuso Superlight, una serie de mesas de chapa metálica cuya superficie se apoya en tres planchas curvas y en tensión, fijadas con tornillos que las inmovilizan. En una de ellas se abre un espectacular ojo en forma de elipsis irregular, aligerando la mesa de la materia superflua y permitiendo que la mirada pueda contemplar la composición de la base.

“Como diseñador, éste es el momento más interesante de nuestra historia,”, afirma Emanuele con un tono entre serio e irónico, “el postulado es excepcional: ¡estamos luchando por la supervivencia de nuestra especie! Puede dar miedo, pero esto ofrece numerosas ramificaciones creativas. En la mesa Superlight he querido reducir el material empleado, basando la estabilidad en el control de la tensión entre los elementos. Otro proyecto mío, la silla Max +1,5°, se inspira en el límite de aumento de la temperatura que nuestro planeta no debería superar para no cambiar las condiciones climáticas de forma irreversible. Está compuesta por puertas de armarios de viejas cocinas que recuperé en vertederos, y una base de madera. Se transforma en chaise longue o en mesita.” También su mueble de pared Folded apuesta por la versatilidad: es un espejo con balda de apoyo que rápidamente puede transformarse en una estantería. “Los principios que me guían son precisamente estos”, continua Emanuele, “reducción, flexibilidad y reutilización de los materiales de desecho. La pregunta que me hago es: ¿de verdad necesitamos nuevos objetos? ¿Y si el sistema diseño fuera en sí mismo una parte del problema?” El análisis de Emanuele Ferraro excava de forma radical en las auténticas necesidades, en la perspectiva de un espacio doméstico menos lleno respecto al consumismo frenético que nos caracteriza.

También Luisa Alpeggiani y Camila Campos, que se conocieron en el Politécnico de Milán durante la carrera de diseño, basan su desafío profesional en la intercultura: Luisa es italiana, Camila brasileña. Juntas fundaron en 2019 StudioNotte, con el que dieron inicio a sus proyectos inspirados en la femineidad, en las culturas arcaicas y en los estímulos recogidos fuera del ámbito clásico de proyecto. Adoran la artesanía y junto con los artesanos construyen sus proyectos en cristal, cerámica o metal. Ellas también participaron en el Salone Satellite y como Emanuele, promueven sus proyectos en internet y en las ferias. Entre los objetos creados por Luisa y Camila, es de gran impacto la regadera de cerámica Altea, un híbrido entre la figura de una diosa arcaica y un jarrón de dos bocas por las que sale el agua. Una visión que aúna función y evocación, y que hace de Altea una presencia casi animada, con un cuerpo declaradamente femenino. “Nuestro trabajo nace de un enfoque poético”, explica Luisa, “elegimos objetos en los que se ha indagado poco, como la regadera. Para Altea nos inspiramos en las estatuas votivas; es como una estatua que protege las plantas de casa. Nuestro primer proyecto exploraba el ámbito de la cocina: decidimos conectarlo con el mundo de la química creando jarrones, aceiteras, saleros y bandejas inspiradas en los cristales de laboratorio”.

También es interesante la idea que llevó a las diseñadoras de StudioNotte a crear Lina y Minas, dos proyectos – el primero referido a una mesa y una banqueta, y el segundo a un centro de mesa -donde varias chapas metálicas están cosidas entre sí con cuerdas de colores como si fueran de tela, pudiendo el comprador descoser las piezas y recomponerlas. Un enfoque que tiene en cuenta la historia, la tradición paulista brasileña, pero que también mira hacia el futuro, que para Luisa y Camila, al igual que para Emanuele, está hecho de formas fluidas, descomponibles y adaptables a los cambios.

Antonella Galli

Captions
Photos courtesy of Atelier Ferraro and StudioNotte

01, 07, 08 StudioNotte, Altea watering can, photo by Giorgia di Tria
02, 03, 11 Atelier Ferraro, Superlight table
04 Atelier Ferraro, Folded shelf and mirror
05 StudioNotte, Sio2 oil bottle, photo by Martina Zanini
06 StudioNotte, Minas centrepiece, photo by Andrea Leonetti
09 StudioNotte, Ultrabold serving tray
10 StudioNotte, Sio2 salt shaker, photo by Martina Zanini
12 Atelier Ferraro, From the Moon lamp
13 Atelier Ferraro, The form follows the rest – Piazzetta shelf
14 Emanuele Ferraro, founder of Atelier Ferraro
15 Luisa Alpeggiani and Camila Campos, founders of StudioNotte, photo by Andrea Leonetti.