12-06-2018

El diseño y la cultura pop de las discotecas en Italia

Beppe Riboli, Fabio Madiai, Ippazio Fersini, Carlo Mollino,

Tempo Libero, Discoteca,

Un mundo de arquitectura de interiores, diseño de mobiliario, diseño gráfico, luces, arte y moda, un auténtico viaje glamuroso al hábitat por excelencia de la música.



El diseño y la cultura pop de las discotecas en Italia
La exposición Night Fever. Designing Club Culture 1960- today, instalada en el Vitra Design Museum en Weil am Rhein, Alemania, se puede visitar hasta el 9 de septiembre. A través de piezas de mobiliario, prendas de moda, documentos cinematográficos, ejemplos musicales, diseño gráfico e instalaciones de efectos luminosos, ilustra la historia del diseño y la cultura musical a partir de los años 60. Un recorrido por la vida nocturna cuyos protagonistas, en neto contraste con las convenciones sociales, reflejaban la vanguardia de nuevos estilos de vida, lugares y encuentros. A partir del 2000 el proyecto arquitectónico de estos espacios se modifica, dando prioridad a los espacios situados fuera de los centros urbanos, donde el mito de la escena underground parece haber terminado para siempre. Ahora en las grandes ciudades los sitios de tendencia donde se reúnen los noctámbulos resultan casi todos algo deslavados, parecen evocar ciertas cafeterías de barrio, y encima carentes de atractivo y de consistencia. Tal vez se vuelve a añorar una forma de arquitectura radical, como la de los años 60, que contrastaba con el pasado aprovechando todo el potencial de lo kitsch, del color, de la ironía, y distorsionando las proporciones.

En nuestro recorrido no podemos dejar de mencionar el Piper Club de Roma, creado en 1965 y que pronto se convirtió en la discoteca más famosa de toda Italia. En su escenario se exhibían grupos extranjeros que estaban empezando, como Pink Floyd, y los clientes habituales eran artistas contemporáneos del calibre de Piero Manzoni y Andy Warhol. 
Tampoco Florencia quedaba a la zaga con dos grupos importantes dedicados a la arquitectura radical, como Superstudio y Gruppo 9999, cuyos proyectos se inspiraban en el garito Electric Circus de Nueva York.  Otros lugares emblemáticos del país en aquella época: el arquitecto Ugo La Pietra pone en marcha en Milán el Bang Bang, una discoteca a la que ??se entraba por una boutique, en Forte dei Marmi el grupo Ufo proyecta el Bamba Issa, inspirándose en el cómic de Mickey Mouse de 1951 El pato Donald y el mágico reloj de arena, y en Florencia los 9999 crean el Space Electronic.

Salón de baile Lutrario – actualmente Le Roi Music Hall – Arquitecto Carlo Mollino 
En Turín sigue en vigencia el sueño caleidoscópico del arquitecto Carlo Mollino: Le Roi Music Hall. Mollino, con su fantasía excéntrica, proyecta el espacio como si se tratara de un bosque encantado repleto de cerámicas y mosaicos. Mayólicas llenas de color, espejos que desorientan y mármoles opulentos nos guían hasta la pista de baile. La sala, de doble altura, tiene una balconada con barandilla de hierro forjado y cortinas en azul cielo. El espacio está iluminado con unos rieles de luces de colores que cuelgan del techo como si fueran estalactitas. Ahora se ha recuperado una parte de los muebles diseñados en su momento por el arquitecto Mollino, especialmente 12 sillas originales cuya tapicería es única.

QI Clubbing - Erbusco – Arquitecto Beppe Riboli
La sencillez y limpieza de formas acentúan la teatralidad arquitectónica del espacio proyectado combinándolo con tecnología, luces y proyecciones. Un impacto arquitectónico significativo formado por dos zonas principales, el gran cilindro mecánico dinámico y el contenedor membrana inmóvil y cristalizado. El anillo que rodea el cilindro conecta ambos volúmenes como si fuera una especie de pasadizo colgado entre colores y escenografías. Una contaminación entre pasarelas espirales de cristal suspendidas mezcladas con fibras ópticas, cables, poleas, motores y tensores.

Reflexo - Urgnano – Arquitecto Beppe Riboli
Una ambientación particular por sus fachadas, altas y totalmente acristaladas, que cubren una superficie de seiscientos metros cuadrados. El proyecto subdivide el espacio en dos zonas que se utilizan en horarios distintos y con funciones diferentes. Para dividir estos espacios, una ligera separación, una pared de cristal y una librería expositor de madera de roble. Son protagonistas los materiales como el hierro y el plexiglás, el mármol, el cemento prefabricado o el acero corten, todo ello intencionadamente mezclado con una decoración vintage, con el fin de crear un fuerte contraste de imagen.

Cocoricò - Riccione
Con su estructura de cristal y acero similar a una pirámide, fue el templo de la música tecno italiana desde los años 90, también llamado la Meca de la música de baile. Lugar de culto por excelencia para los discotequeros empedernidos.

Lidò Disco Club - Montecatini Terme -  Interiorista Fabio Madiai 
Ideada con técnica escenográfica, la característica particular del espacio la aporta la creación de un puente que divide en dos partes la zona de la piscina y que además sirve para colocar las mesas de los clientes. Un puente completamente sonorizado, un reservado suspendido sobre el agua. Es particular la columnata en su conjunto continuo de pilares y columnas. La mezcla entre el interior y la escenografía se alimenta del estilo waeli, para el que el envejecimiento de los materiales representa un valor añadido.

Gibò – Località Ciolo -  Santa Maria di Leuca - Arquitecto Ippazio Fersini
En el libro L’architettura di Pietra, la arquitectura de piedra, de Alfonso Acocella se dice del Gibò: “Esta obra de arquitectura está conectada tan íntimamente con el paisaje rocoso que más que obra del hombre parece una formación rocosa espontánea de la tierra madre”. Desde esta lujosa discoteca se disfruta de una espectacular vista del mar y los acantilados . Un establecimiento de 8000 m2 sobre un precipicio en el mar de Santa Maria di Leuca, distribuido en cinco plantas, con más de 25 terrazas frente al mar, dos salas internas excavadas en la roca en dos niveles distintos, y una gruta milenaria llamada Prazziche di Sopra, patrimonio de la Unesco, situada en la cúspide del promontorio.
En 2013 fue galardonado en el MICS de Montecarlo (Monaco International Clubbing Show) como Mejor Club de Italia en 2013

Cintya Concari

Créditos fotográficos: 
Courtesy by Vitra Museum – Ph Mark Niedermann, Gruppo 9999 ph Carlo Caldini, Gruppo Ufo ph Carlo Bachi, Studio Akoaki – Anya Sirota y Jean Louis Farges en colaboración con Bryce Detroit, Design Gianni Arnaudo/Studio 65, Studio 65 - Paolo Mussat Sartor, Vincent Rosenblatt, OMA/Rem Koolhaas.
Archivio Ugo La Pietra/ Ph Ugo Mulas
Open House Torino/ Ph  Barbara Corsico,
Studio Architetto Riboli
Fabio Madiai interior 
Gibò Luxury Club & Wedding

GALLERY


Il nostro sito web utilizza i cookie per assicurarti la migliore esperienza di navigazione.
Se desideri maggiori informazioni sui cookie e su come controllarne l’abilitazione con le impostazioni del browser accedi alla nostra
Cookie Policy

×